La Oruga Azul.

La Oruga Azul.
La oruga se puso azul turquesa, porque presa de la luz de la poesía, reposa en las cuartillas de la mesa Impregnada de tinta y fantasía… (Antonio Peláez Torres),

martes, 15 de abril de 2014

Nido vacío, por MARÍA PIZARRO





Han sacrificado a dios
renunciado a vivir su paraíso
qué solo  dios sin el hombre
qué triste dios con su casa
abandonada.
Hundido a preguntas
sobre la certeza
de su no existencia,
tú dios ajeno a la sabiduría
aborreces
en  soledad  tu  falso universo
nido vacío
qué triste dios sin los hombres
abocado al exilio
en busca del espejo
dónde reconocerse



  



No hay comentarios:

Publicar un comentario